Picat promete controlar bares y multar a organizadores de reuniones clandestinas

► Las sanciones por organizar una fiesta clandestina alcanzan los 300 mil pesos. ► Los controles se enfocarán también en la actividad de bares: "Nos preocupan aquellos bares que congregan demasiados jóvenes, (...) donde hay multitudes después de las 00 horas y donde lamentablemente no se respetan entre ellos", señaló Luis Picat, Intendente de Jesús María.

AUDIO | Luis Picat, Intendente de Jesús María. 

Tras el restablecimiento de restricciones nocturnas en Jesús María para evitar la expansión de la enfermedad COVID-19, las autoridades locales también anuncian un refuerzo en el control y las multas.  La preocupación de los funcionarios se centra específicamente en el desarrollo de reuniones clandestinas y en el incumplimiento de protocolos en los bares que concentran público joven:

«Nos preocupan aquellos bares que congregan demasiados jóvenes, hemos tenido que clausurar donde había multitudes después de las 00 horas y donde lamentablemente no se respetan entre ellos, ni se respeta el distanciamiento», señaló Luis Picat, Intendente de Jesús María.

También se aplicarán multas de hasta 300 mil pesos para aquellas personas que realicen fiestas clandestinas.

La microrregión (Sinsacate, Caroya y Jesús María) se sumaron este lunes a las medidas que se aplican en Córdoba Capital y 40 localidades. En las últimas semanas los casos de COVID-19 se han disparado en el Norte de Córdoba, en gran medida debido al escaso compromiso ciudadano en el cumplimiento de las medidas de distanciamiento social  y la organización de reuniones clandestinas.

Imagen ilustrativa. Cadena 3.

NOTAS RELACIONADAS