Crece la presión para la apertura de un Juzgado especializado en Violencia de Género y Familiar

Durante la firma de un convenio entre Jesús María, Colonia Caroya y Sinsacate, se hizo entrega de un proyecto legislativo con adhesiones municipales y 1000 firmas colectadas.

Compartilo con alguien:

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter

AUDIO | Juez Mariano Pelliza Palmes

AUDIO | intendente de Sinsacate, Carlos Ciprián

 

El hecho auspicioso de esta semana puede señalarse en la decisión de los municipios de nuestra región, a los que también se plegó Villa del Totoral, para la conformación de una Mesa Regional para abordar la problemática de la violencia familiar y de género.

Jesús María, Colonia Caroya y Sinsacate firmaron un convenio por el que se comprometieron a una serie de acciones que tienen como finalidad prevenir y erradicar de nuestras comunidades todo tipo de violencia e inequidades de género.

El dato no menor es que la firma del convenio tuvo lugar en la sede del edificio de Tribunales y que participaron del acto los jueces Marcelino Morales, Mariano Pelliza Palmes, y el fiscal de Instrucción Guillermo Monti, entre otros funcionarios judiciales.

Y que también estuvieron presentes la legisladora por Colón, Paola Nanini, y por Totoral, Raúl Latimori, además de la defensora provincial de los niños, niñas y adolescentes, Amelia López.

Y aunque el protagonismo debieron llevárselo los municipios y sus tres intendentes presentes, hubo un hecho que tomó una dimensión considerable: se hizo entrega a los legisladores de una carpeta con los antecedentes del trabajo local de varias instituciones intermedias, entre ellas, la de la delegación local del Colegio de Abogados, que contenía un proyecto legislativo para promover la creación de un Juzgado especializado en violencia de género.

Pero no sólo eso sino que se adosaron las adhesiones de los municipios de Colón y Totoral presentes y de un millar de firmas recolectadas en esas ciudades. Además de una expresión de deseo, esta vez se trató de un respaldo amplio a la búsqueda de una solución a un problema histórico para esta circunscripción judicial.

No es novedad, pero la órbita de actuación de los Tribunales de Jesús María encabeza desde hace años la estadística como uno de los distritos donde más se denuncia la violencia familiar y de género y, hasta hoy, se hicieron varios ensayos de organización regional para abordar el problema sin éxito alguno.

Ahora, quieren que los legisladores que representan a Colón y Totoral actúen como embajadores de esa petición que lleva varios años desde que se gestó.

En el proyecto se pide la creación de un Juzgado de Primera Instancia de Violencia Familiar y de Género que encabezará un juez o jueza, con una Secretaría, y un Auxiliar letrado o letrada, más un equipo técnico interdisciplinario donde haya profesionales de la Medicina, la Psicología, el Trabajo Social, además del personal que disponga el TSJ.

El observatorio regional

“Ojalá este observatorio sirva para visibilizar, ayudar a visibilizar la problemática, a que la sociedad empatice con este grave problema que tenemos y les demos dignidad a las víctimas y fortaleza durante el proceso que atraviesan”, señaló el intendente de Sinsacate, Carlos Ciprián, durante la firma del convenio que puso en marcha la articulación intermunicipal.

A su vez, el juez Mariano Pelliza Palmes realzó la importancia de la acción emprendida en conjunto: “Es muy importante que tres municipios con distintas ideologías y colores políticos se hayan unido y pretendan resolver y acompañarnos a nosotros que tenemos que resolver estas cuestiones vinculadas a violencia familiar y de género”.