Crisis económica | Nuevo desplome de las ventas minoristas

►La caída del consumo se aceleró en agosto. ►Desde hace dos años el comercio sufre números negativos y preocupantes. ►Pese a la caída apuestan por la sostenibilidad laboral y aguardan políticas económicas para paliar la recesión. ► Reactivar el consumo es clave para la superviviencia de las PyMEs.

Compartilo con alguien:

Share on whatsapp
Share on facebook
Share on twitter

Las ventas minoristas de los comercios PyMEs de la provincia de Córdoba finalizaron agosto con una caída del 14,2% frente a igual mes del año anterior, de acuerdo con los datos relevados por la Federación Comercial de Córdoba (Fedecom) y sus Cámaras y Centros Comerciales adheridos. En agosto de 2018, respecto a agosto de 2017, las ventas habían caído 5,2%.

De este modo, agosto se constituye en el mes con mayor contracción en el nivel de actividad en lo que va de 2019, y con él suman dieciocho las retracciones consecutivas; se recordará que en julio la caída fue del 8,1%, en junio 10,2%, en mayo 13,7, abril 13,4%, marzo 10,4%, febrero 11,1%, enero 11,5%. Contemplando el 2018, tenemos, diciembre 7,4%, noviembre 12,1%, octubre 8,6%, septiembre 8,3%, agosto del 5,2%, julio 2,8%, junio 2,9%, mayo 1,7%, abril 1,1% interanual, y en marzo del 0,4%.

La caída se siente con igual intensidad en todas las localidades del interior provincial, dado el contexto económico volátil y con niveles crecientes de incertidumbre, que no otorgan posibilidades de recuperación en las ventas de los diferentes sectores comerciales y de servicios.

AUDIO | Cristian Pastore, director ejecutivo de la Cámara de Comercio de Córdoba

De los 12 rubros relevados por la entidad, todos ellos alcanzaron valores negativos en la comparación interanual respecto a las cantidades vendidas.

Las caídas más pronunciadas se observaron en:

  • Joyería, relojería y bijouterie (-18,7%);
  • Muebles y decoración (-18,6%);
  • Bazar y regalos (-18,4%);
  • Electrodomésticos y artículos electrónicos (-16,9%);
  • Ferretería, materiales eléctricos y para la construcción (-16,7%);
  • Juguetería y librerías (-16,4%);
  • Calzado y marroquinería (-15,8%);
  • Artículos deportivos (-15,2%);
  • Indumentaria (-14,6%).

Las variaciones en cantidades vendidas para los restantes rubros fueron:

  • Neumáticos y repuestos (12,6%);
  • Alimentos y bebidas (-9,8%);
  • y finalmente, Farmacia, perfumería y cosmética (-9,5%).

En lo referido a formas de pago, el 50% de las transacciones se realizaron con medios electrónicos (prioritariamente tarjeta de crédito), un 40% en efectivo y el 10% restante con créditos propios de los establecimientos comerciales.

En cuanto a las expectativas del sector comercial, éstas continúan siendo muy pesimistas ya que el 67% considera que las ventas del próximo mes disminuirán, 5% que aumentarán, y un 28% que se mantendrán sin cambios.

NOTAS RELACIONADAS