sociedad rural

9 enero, 2018
picat-1.jpg?fit=1200%2C800

2min

Enero no es un mes cualquiera para Jesús María y alrededores. La edición 2018 del Festival de Doma y Folklore acaba de arrancar y todos se sienten involucrados de alguna u otra forma. Dicho en otras palabras, se viven días intensos y la comunidad local no reniega de ello. Tal es el caso de la SRJM, que -al igual que muchas otras instituciones de la región- colabora “en lo que haga falta” según palabras de su presidente Luis Picat.

Durante el año la institución alberga numerosas actividades educativas como la muestra de los colegios técnicos, el uso de instalaciones de escuelas primarias para distintas actividades ” compartimos el espíritu solidario del Festival hacia las instituciones educativas “, aseguró Picat.

El predio por estos días está lleno de tropillas, en el marco de un convenio con el Festival las instalaciones son usadas para caballerizas siendo fundamental un lugar cómodo y adecuado para mantener a los caballos en buenas condiciones hasta cada monta.